La misteriosa explosión de Tunguska

30 de junio de 1908, Siberia central. Hoy, hace 100 años, se produce una tremenda explosión de una potencia estimada en 20-40 megatones que desvasta miles de kilómetros cuadrados. Lo inaccesible de la zona y sus escasas comunicaciones dejan como mudos testigos a cientos de miles de árboles arrasados y a unos pocos pobladores que viven en zonas aledañas. El epicentro del fenómeno, según se comprobará mas tarde, se ubica a 62 grados de latitud norte y 101 grados de longitud este, en el área del río Tunguska, 90 km. al norte de la localidad de Vanavara, en un área deshabitada de frondosa vegetación. Se trata de un auténtico fenómeno de origen desconocido y características apocalípticas proveniente del cielo.

La explosión se ha escuchado a más de 700 kilometros de distancia. La onda expansiva, portadora de un fuego devastador, ha arrancado de raíz y quemado la inmensa mayoría de los arboles en un radio de 30 a 40 kilómetros. Una densa columna de gases y polvo se habría elevado hasta casi 20 kilómetros de altura. El área total afectada se estima en cerca de 2.000 kilómetros cuadrados. Los sismógrafos de los observatorios asiáticos de Irkurst y Tifilis (Georgia), entre otros, registran el fenómeno, que es seguido por una fuerte perturbación electromagnética.

tunguska2.gif

Pocas horas más tarde una extraña luminiscencia a gran altura en los cielos comienza a ser observada desde latitudes muy distantes. En Europa Central, en Gran Bretaña y también en EE.UU. se percibe el fenómeno durante varias noches. No hay explicaciones, sólo conjeturas sobre el origen del suceso.

La noticia en la URSS se propaga muy lentamente, desestimándose la magnitud y trascendencia de los hechos, por lo que el fenómeno permanecerá ignorado durante años. La zona además es casi inaccesible y está muy poco poblada. Rusia vive otras urgencias, con la caída del regimen zarista se inician 70 años bajo un férreo régimen comunista que, además del aislamiento, alimenta recelos y desconfianza hacia occidente.

En 1927 una revalorización de los testimonios recogidos movilizará a una expedición de la Academia Nacional de Ciencias de la URSS, encabezada por el cientifico Leonid Kulik a la zona, documentando el suceso en fotografías y recogiendo evidencias. El suyo será el primer aporte científico para la dilucidación del suceso que se prolongará en sucesivas expediciones.

En 1930 el astrónomo Whipple, entonces director del Observatorio Geofísico de Kew, en el Reino Unido, logra reconstruir a través de registros microbariométricos de distintos observatorios del mundo, entre ellos los de Irkutsk y San Petersburgo en Rusia, Copenhague, Berlín y Postdam en Alemania, Zagrev, Greenwich, Jakarta y Washington, el recorrido y velocidad de la onda expansiva a lo largo del planeta en el momento de los hechos.

En 1938 Leonid Kulik realiza un nuevo estudio aerofotográfico de la región, pero la Segunda Guerra Mundial y sus consecuencias postergarán en Rusia por casi dos décadas cualquier nueva investigación de campo.

asteroids.jpg

Pero, ¿se trataba de un meteorito o un cometa? A finales de los 50 vuelve el interés por esclarecer el enigma, ya que una de sus hipótesis más inquietantes es la posible entrada a la atmósfera de un meteorito importante proveniente del espacio exterior. Diversos testimonios aseguraban haber percibido visualmente el fenómeno a más de 500 kilometros de distancia, indicando que un objeto de grandes dimensiones surcó los cielos a gran velocidad a primeras hora de la mañana, estrellándose. Sin embargo, la ausencia de cráter y de fragmentos hace disminuir las posibilidades de adjudicar el fenómeno a la caída de un meterorito de gran tamaño. Otra hipótesis sugiere el posible ingreso a la atmosfera de un pequeño cometa, que se desintegró a unos 15.000 metros de altura en medio de una violenta explosión.

Desde 1989 Rusia participa de las investigaciones junto a científicos occidentales, multiplicándose así las expediciones para estudiar el lugar de los hechos y buscar nuevas evidencias. Sin embargo, surgen otras hipótesis controvertidas. Durante las últimas décadas los avances en física y astronomía dan pie a otras teorías, como el impacto de antimateria y hasta la colisión con un agujero negro de pequeñas dimensiones. Incluso el reexamen de las declaraciones de testigos cercanos, que adjudicaban al objeto una apariencia cilíndrica y en algunos casos hasta aparentes correcciones de trayectoria durante su caída, llevan a relacionar el suceso con los fenomenos OVNI, llegando a sugerirse que ha sido el estallido en la baja atmósfera de una nave propulsada por energía atómica de origen desconocido, dadas las similitudes con los efectos producidos en ocasión de los bombardeos atómicos a finales de la Segunda Guerra Mundial, incluyendo las perturbaciones magnéticas. Esta última teoría fue apoyada por científicos rusos hace muy poco tiempo.

tunguska-ovni.jpeg

Justo un siglo después del enigmático suceso los científicos no han logrado establecer un consenso definitivo sobre el origen del fenómeno, por lo que el enigma continúa.

Anuncios

Efecto Coriolis

Se dice que en el Hemisferio Sur el agua drena en sentido contrario a cómo lo hace en el Hemisferio Norte, y esto es causado por la rotación de la Tierra.

Pues aunque muchos pensábamos que era así, no lo es. El efecto de la rotación de la Tierra es demasiado débil como para afectar a la dirección del agua. Simplemente, si tienes posibilidad de ello, haz varias pruebas en distintas bañeras y lavabos y verás como depende más de la forma y construcción del lavabo que del hemisferio donde te encuentres.

Se sabe que la rotación del planeta provoca lo que se conoce como efecto Coriolis, que son un par de fuerzas que hacen que cuando se inicia una rotación ésta se vea influencia en el sentido de giro por ello, pero en física (y para los que han estudiado ésta materia sabrán lo que me refiero) todos los problemas y teorías suelen ser siempre “en condiciones perfectas”. Es decir, si tuvieramos un recipiente totalmente cónico (como un embudo perfecto), construido de forma perfecta sin ninguna irregularidad y tuvieramos un agua totalmente pura, y las condiciones ambientales fueran totalmente estables, entonces, en ese caso, el efecto Coriolis si que podría afectar a la elección de sentido de rotación de ese agua drenándose.

Como esto es prácticamente imposible, volvemos a nuestro lavabo y observamos que el agua se va “como le da la gana”. Los lavabos simplemente son demasiado pequeños como para que la distancia que recorre el agua hacia el sumidero pueda tenerse en cuanta en el efecto Coriolis.

La forma del lavabo, la manera en que fue llenado por el grifo o el movimiento producido al lavarnos las manos, todo ello es enormemente más influyente que el efecto Coriolis. En algunos paises por donde pasa el Ecuador como, por ejemplo, Kenya, no es difícil encontrar alguna persona que pretende demostrarnos, a cambio de una propina, el movimiento de la Tierra mediante un barreño -a veces cuadrangular (¿?)-, una línea que representa el Ecuador dibujada en el suelo y la fe ciega de los espectadores. La aceleración de Coriolis que sufre un objeto moviéndose junto al Ecuador es, además, despreciable. Sería posible detectar la rotación de la Tierra en un sumidero, pero, para conseguirlo, necesitaríamos un barreño perfectamente circular de 1 ó 2 metros de diámetro con un tapón muy pequeño que pudiera sacarse desde abajo o sin provocar una corriente de giro, el agua debería haber reposado durante mucho tiempo… En fin, que deberían eliminarse todos los elementos de incertidumbre que pudiesen afectar al experimento.

¿Porqué el pelo y las uñas siguen creciendo después de muerto?

Hace unos días todavía me sorprendió ver esta pregunta en Yahoo Respuestas España, por cierto repetida varias veces en Yahoo Méjico, Argentina, en la versión inglesa y en otros muchos puntos de la red…

La respuesta final en todos esos foros siempre es la misma: No, no sigue creciendo ni el pelo ni las uñas después de muerto… Es definitivamente imposible que las uñas y el pelo crezcan “postmortem”, puesto que las celulas muertas NO pueden sintetizar ni el colageno ni la queratina que se necesitan para ello.

Se trata de un efecto óptico debido a que un cuerpo, al morir, empieza a perder líquidos y se contrae. La piel va replegándose sobre la carne seca. Pelo y uñas conservan la misma longitud, pero al observarlas parece que van creciendo, cuando en realidad es el cuerpo el que va perdiendo volumen. Otro Top Ten desvelado!

Coca-cola light y mentos, una combinación explosiva…

Mi amigo Javier acaba de enviarme el siguiente incunable:

En abril del pasado año un niño brasileño de 10 años, sin problema alguno de salud, cayo inconsciente en el salón de su colegio. Fue llevado al hospital pero los medicos declararon que llegó muerto. ¿La causa? Estomago inflamado y muerte por asfixia. En investigaciones realizadas definen la hinchazón y destrucción del estomago por lo que el niño comió: una lata de coca cola light y un caramelo de menta de la marca Mentos. La muerte del joven fue causada por una verdadera bomba que resulta de la mezcla de sustancias presentes en estos dos alimentos. Según Alexandre B. Mergenthaler, Prof. Doctor del Instituto de Química de USP, la mezcla de componentes existente en los productos “light”, como el Acesulfame K INS930, mezclado con el sabor artificial contenido en la pastilla Mentos, da origen a una substancia fatal: el Ta9V4, sustancia fatal que genera altos niveles de liberación de gases hasta la explosión…

De momento no he podido confirmar lo del pobre niño. Y el ilustre doctor Mergenthaler sólo se encuentra haciendo referencia al anterior email. La “noticia” sólo se recoge en blogs personales, foros y similares, al menos en alemán, francés, italiano, portugués y, por supuesto, en español.

La experimentación es, definitivamente, una buena opción. Y YO YA SE LO QUE PASA!! Pero como no puedo explicarlo de mejor modo… ahí tenéis una prueba.

[kml_flashembed movie=”http://www.youtube.com/v/hKoB0MHVBvM” width=”425″ height=”350″ wmode=”transparent” /]

Así que todo el problema viene de la Coca-cola light. Yo, por si acaso, no tomaré mentos….